Ponele la cola al burro




Pocos conocen los origenes de este juego, muchos menos que nació de una relación entre 1 burro y 3 niñitos que, desnudos y envainados, necesitaron su ayuda.
Corría el año 1637 DC, en un pequeño poblado europeo una fuerte inundación castigaba al pueblo de Rucucu. Una fría mañana de Marzo, 3 niños jugaban en una zona anegada que había devenido en un estanque natural. Dos de ellos se habían untado grasa de un extraño animal, un chivo ucraniano de pelo albino que impermeabilizaba la piel y suspendia los receptores sensitivos. Solo así, los gurices podían remojar sus pequeñas guindas en las casi heladas aguas.
Cuenta la historia, que los niños se bañaban gustosos cuando uno de ellos, justamente el que no estaba protegido por la grasa, sufrió un terrible y simultaneo calambre en sus dos piernas.
El segundo niño fue en su ayuda, pero ante la imposibilidad de tocar a otro niño con las manos (acción reservada exclusivamente a sacerdotes y obispos locales, y que era castigada con la guillotinada de medio huevo izquierdo), los pequeños no tuvieron mas opción que, uno estirar su miembro y el otro tomarlo entre sus dientes. El tercer niño nado al rescate pero fue inútil.
En esta crítica situación, los niños notaban que su destino parecía sellado con el paso de cada segundo. Allí estaban, los tres pequeños al borde de la muerte enlazados con sus bocas y penes.
En casi su último aliento, el primer niño diviso a Donky-Lomudo, un burrito simpaticón que había llegado de la mano de un circo gitano y que jamás se había ido.

Al verlo, el niño comenzó a gritar:

:- PONELE LA COLA AL BURRO!!! PONELE LA COLA AL BURRO!!!

Tras breves segundos el pequeño más cercano a la orilla comprendió cual era el plan. Levanto su rozada y lampiña cola sobre el agua y mientras sus amigos llamaban al burrito, el movía su trasero en un hipnótico bamboleo. Era casi como ver una boya de carne rozada a punto de ser impactada por un tsunami lacteo.
El burro, no pudo soportarlo, pelo su matambrito tiernizado y empalo al niño desde la orilla.

:- OHHH QUE DOLOR!!!!, grito el pequeño.

:- OHHH QUE FELICIDAD!!!, gritaron sus dos amigos.

Luego de una breve serruchada el burro los trajo a todos a la rastra hasta la orilla. Que ocurrió más tarde es otra historia, pero el hecho dio inicio a un juego que aun hoy perdura, "ponerle la cola al burro".
Actualización: Si queres que la pudro investigue algo en especial o crees que tenes material para el, enviale un correo a lapudro@gmail.com y el verá si se le canta el culo responderte!

16 comentarios:

Dalma dijo...

que impresionante jajajaj

Cante primera para poner la cola

quiero jugar!
quiero jugar!
quiero jugar!

PerSe dijo...

jaja y despues el perverso soy yo! jaja

Entrada de lujo de la pudro

Walter Hego dijo...

Lapu: ¿Sos yorugua? Digo, por lo de "gurises".


Dal: Caramba, has recorrido un largo camino en poco tiempo, muchacha. Digo, porque ... Bueno, vos me entendés.

Roky Rokoon dijo...

que linnndooo el cuentino de la pudro, ponele la cola al burro
jajajja

Anónimo dijo...

jajajajajajaajJAJjajJja

PerSe dijo...

este es de salon "Era casi como ver una boya de carne rozada a punto de ser impactada por un tsunami lacteo." jajaa fifi fifi

Lalita dijo...

eso esta en winkipedia?
seria algo asi como "lapudropedia"?
el dia que tenga hijos les compro la enciclopedia ilustrada de la pudroo!!!

L@U dijo...

juaaaaaaa!!! espectacular!! el pato pijudo un poroto al lado del burro porongón! jajajaja

Dalma dijo...

como pato pijudo, flameco che! jaja


Lapudrichin, traje la vaselina... te alcanza con 10 kilos??

Walter Hego dijo...

Krus: La frane... perdon, Dal censuró en su blog mi respuesta a tu comentario, como era previsible, así que te la dejo acá: no hablaba contigo. El mensaje era para la frane... digo, para Dal. No te metas donde no te llaman, pibito.

eMe dijo...

Zona "abnegada"??? qué lo parió...

Ayelén dijo...

me gusta "la pudro" suena lindo no?

Walter Hego dijo...

Tiene razón Eme: que lo parió.

Me hizo releer la entrada y concluir que la primera vez lo debo haber hecho demasiado rápido, porque no había reparado en lo de la zona "abnegada".

Probablemente se trate de una zona que se sacrifica altruistamente (quizá a raíz de haber experimentado en carne propia lo que es estar anegada, sin "b".)

Y si no, alguien debería adoptar como norma el hacer una segunda lectura y corregir antes de publicar. ;- )

PerSe dijo...

Uh, listo, corregido. Gracias por el aviso. La ortografía nunca fue mi fuerte...

Obviamente se leen los post antes de publicarse, pero nada ni nadie es perfecto... Tampoco somos la redacción de "Critica"...

KrustyFXP dijo...

Hay Ego...
Sos un pobre pibe.
De verdad, siento lastima por vos. Y mira que a mi la gente no me da lastima.
Trata de hacer terapia, o anda al psiquiatra.
Quizas es paranoia o lo mas probable es que tengas algún tipo de psicopatía.
O te lo digo sin rodeos, porque no me gusta que me amenaces o te hagas el poronga...."CHUPALA" o "LAMELA".
Mediocre...patético.

Walter Hego dijo...

Krus: Vos callate, pibito, y seguí chupándomela, que lo hacés muy bien.

Ah, y mientras chupás, pensá que "hay" es voz del verbo haber, y que lo que quisiste y no supiste poner es "ay".